• Protásio Alves, MD. Profesor asociado del departamento de Cirugía-Urología en la  Universidad del Estado Rio Grande do Sul (Porto Alegre, Brasil).
  • Cláudio Lima, MD, M.A. en cirugía (urología) por la Universidad del Estado Rio Grande do Sul. (Porto Alegre, Brasil)

 

TAMAÑO DEL PENELa preocupación con el tamaño del pene es común entre los hombres. Tal ansiedad puede ocurrir en la niñez, adolescencia, o madurez. Los muchachos  generalmente se miran y comparan el tamaño del pene. Las bromas y las chacotas resultan de tales comparaciones. Sin embargo, la situación cambia cuando la actividad sexual comienza.

Muchos hombres, a pesar de tener un pene de tamaño normal, lo encuentran pequeño por un número de razones:

  • En los otros los penes son más grandes: esta situación es absolutamente común y carece, a menudo, de base médica. Los pacientes se quejan del tamaño de su órgano, aunque  con erección y penetración vaginal normales.
  • Los pacientes obesos se quejan por tener un pene corto: esta situación se debe a que el pene se halla incrustado en el tejido adiposo del pubis, lo que hace que el órgano se vea mas pequeño.
  • Estatura corporal alta y pene no proporcional: aunque que haya una cierta correlación entre la estatura del paciente y el tamaño de su pene, hay una amplia variación en las medidas encontradas. Los hombres bajos pueden tener penes más grandes que hombres altos, y viceversa.
  • Flacidez y erección del pene: los pacientes suelen preocuparse más por el tamaño de su pene en estado flácido,  que es el momento cuando lo comparan generalmente  con otros hombres. Muchos no saben la longitud de su pene erecto o cual fue el crecimiento adicional. Lo que muchos hombres suelen olvidar es que el tamaño se debe acompañar de una erección para  asegurar la penetración vaginal.

¿Qué es un pene normal?

Sin hacer caso de los aspectos anatómicos de la normalidad, un pene flácido está entre 5 centímetros (1.97 pulgadas) a 10 centímetros (3.94 pulgadas.) El tamaño en estado flácido no determina el tamaño durante la erección. La medida se toma desde donde el pene alcanza el cuerpo (no la piel) al extremo de la glande. Si lo estiramos manualmente, el pene ganará 2 centímetros (0.78 pulgadas) a 5 centímetros (1.97 pulgadas.) Master y Johnson (1966) observaron que un pene erecto mide 12.5 (4.92 pulgadas) a 17.5 centímetros (6.89 pulgadas.) Un bebé recién nacido tiene un pene con longitud media de 3.75 centímetros (1.47 pulgadas).

¿Qué es un pene anormal?

No hay definición universal aceptada. Un pene flácido menor que 4 centímetros (1.57 pulgadas) o un pene erecto menor que 7.5 centímetros (2.95 pulgadas) se debe considerar pequeño. Sin embargo, encontramos pacientes en torno a esos valores que presentan una buena erección y ninguna queja en su relación sexual.

¿Cuáles son las causas del pene pequeño?

Las causas hormonales que provienen de disfunción del testículo o de la hipófisis pueden interferir con el desarrollo del pene así como de todos los órganos genitales masculinos. En medio de estos casos podemos encontrar desórdenes como desde micropenis, a órganos genitales ambiguos. El pene puede tornarse pequeño como consecuencia de traumas, quemaduras o enfermedades adquiridas (enfermedad de Peyronie.) Generalmente, estas causas son raras. Lo más frecuente es el paciente no estar satisfecho con su tamaño de pene, aunque el médico no encuentre ninguna anomalía.

El paciente debe ser examinado a fondo, incluyendo volumen y presencia de los testículos, presencia y localización de pelos del pubis, y otras características sexuales secundarias. Si el pene es considerado de tamaño normal por el médico, el paciente tendrá que ser evaluado por un sexólogo, un psicólogo o un psiquiatra para investigar la causa real de la queja. Si el pene es considerado pequeño y se detectan alteraciones hormonales, se indica el reemplazo de testosterona.

Los tratamientos no-quirúrgicos con bombas de vacío,  dispositivos de tracción mecánica, dispositivos de estímulo electromagnéticos, y los pesos no dan respuesta satisfactoria duradera. El tratamiento quirúrgico implica en una sección de los ligamentos suspensorios del pene, inyección de gordura en el pene (ampliación de la circunferencia) o uso de injertos de piel, muslos o nalgas. Tales tratamientos no están exentos de complicaciones, y algunos de éstos pueden ser graves, por ejemplo necrosis de los retazos, reabsorción de gordura, frustración del paciente. Además, los resultados de estos tratamientos son poco conocidos en la literatura médica.

Conclusión

Desgraciadamente, muchos profesionales, poco éticos se aprovechan de la ansiedad y de las dudas de los pacientes, indicando, sin ningún criterio, tratamientos cuya meta principal es tomar el dinero del paciente más que dar, realmente, una dirección científica. Los pacientes con dudas sobre el tamaño de su pene deben buscar a un profesional cualificado que evalúe la situación, exigiendo posiblemente un consejo multidisciplinar de un sexólogo o de un psicólogo.

Las preguntas que puedes hacer a tu médico.

¿Cómo puedo saber si mi pene es normal?

¿Hay manera segura de agrandar mi pene en caso de que no esté satisfecho con su tamaño?

Tagged with →  
Share →